Las medias. Ese gran enemigo

medias
Hace un par de meses tuve una boda en Pamplona y, como todavía hacía frío, la mayoría de las chicas llevábamos medias.
 
A mitad de la noche, las chicas de mi mesa empezaron a hablar del rollo que era llevar medias, que hagan lo que hagan nunca consiguen que se queden arriba. Y aproveché para contarles el truco que una compi de trabajo me había dado no hacía mucho: Cuando te pongas las medias, ponte unas braguitas encima  (y que no se te olviden las de debajo, jeje), así no se te caerán en toda la noche.
 
Otra del grupo compartió otro truquito del que yo no tenía ni idea: para evitar que se hagan carreras en las medias, una vez te las hayas puesto, ponte crema en las manos y cuando ya se haya absorbido -para no manchar-  pásalas por las medias, así no se romperán en toda la noche. 
 
Yo todavía no lo he probado, pero Ana asegura que no falla…



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *