#MamáTeRecomienda: Kiddy Phoenixfix Pro2

Llevaba tiempo con ganas de escribiros este post, pero con el nuevo trabajo y las obras en la nueva casa, casi no tengo tiempo para el blog.

El pasado 24 de octubre nos fuimos a la playa. Salimos a las 7 am de casa. A 99kms de Madrid decidimos salir a echar gasolina. En la salida, #ElSanto se dio cuenta de que no teníamos frenos. Llegamos a la gasolinera poquito a poco.

Llevábamos tiempo hablando de que teníamos que cambiar de silla para el peque. Yo había mirado mil por Internet, ya habíamos visitado varias tiendas e incluso alguno de vosotros me ayudó por Twitter.

Ese sustillo nos hizo ponernos las pilas y decidir que no nos volveríamos a Madrid sin una silla para el peque. Yo al principio estaba convencida de que quería una silla a contra marcha, por todo lo que había leído, creía que era lo mejor. Pero ninguna de las que veíamos nos fiábamos. Tal vez por que cuando veía los resultados obtenidos en los test de seguridad de las sillas.

Antecedentes importantes: nuestro coche no tiene isofix (de momento). Y Timber pesa ya unos 9,5 / 10 kilos. Así que buscamos una silla del Grupo 1 (9-18kls). Aproximadamente de 9meses a 4 años. 

En la Feria de Puericultura de Ifema descubrí de primera mano la marca Kiddy; Aitana, la CM de la marca, me explicó los beneficios de su silla Kiddy Phoenixfix Pro2 (a favor de la marcha) y me convenció.

Los motivos:

  • ES SEGURA: La principal diferencia entre este sistema y el arnés es que, en caso de impacto, los hombros y la cabeza del niño se mueven hacia delante sin las restricciones del arnés, lo que reduce las lesiones cervicales. Y está diseñada para proteger al niño de cualquier tipo de impacto.
  • Excelentes calificaciones en los principales Crash Test Europeos; El RACE le ha dado una nota de “Muy satisfactorio”.
  • Es ergonómica.
  • Fundas lavables a 30º
  • Adecuado para sistemas con y sin isofix.

Contacté con Aitana desde Alicante y, por cercanía, me recomendó la tienda Pequess, en Ibi (Alicante) cuya dependienta fue muy atenta. Ya estábamos decididos, pero me preocupaba que el peque se agobiase con el cojín.

En la tienda le sentamos, y el peque parecía encantado. Y decidimos comprarla. Nos costó 239€ con IVA. Y además nos regalaron un peluche ovejita al que le llamamos Ibi, que nos acompaña en todos nuestros viajes.

image

En el viaje de vuelta a nuestra casa en Alicante el peque vomitó. Nosotros bromeamos y nos dijimos que le gustaba tanto la silla que había manchado la silla para que no la devolviésemos. No le dimos mayor importancia, era normal, siempre había ido marcha atrás. Y no volvió a pasar.

El viaje de vuelta a Madrid fue genial, como el asiento es un poco reclinable para un mejor descanso, no se le caía la cabeza. Y como iba a favor de la marcha y nos veía fue más tranquilo que nunca. No dejó de jugar al escondite conmigo, que iba de copiloto.

IMG_0365

Por último, quería añadir que Kiddy cuenta con un servicio gratuito de recambio en caso de accidentes para todas sus sillas. Esto significa, que después de un impacto, aunque no sea grave, tu hijo no debería utilizar esa misma silla sin ser revisada a fondo porque podría estar dañada. En Kiddy la revisan y reemplazan por una nueva sin coste, para garantizar siempre la máxima seguridad de nuestros peques.

————————

One thought on “#MamáTeRecomienda: Kiddy Phoenixfix Pro2

    1. Qué bien! Me alegro!! A mí me pareció súper difícil.
      Sobre todo, elige una con la que estés 100% convencida. Nosotros tardamos dos meses y un susto en decidirnos 🙂 pero estamos encantados. ¡Mucha suerte! Si tienes alguna duda de esta silla, me dices.

      ¡Y mil gracias por lo del peque! Me tiene enamorada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *