Mi mini-monólogo: El parto. Parte I. ¿Es pis o he roto aguas?

Siento el retraso con el mini-monólogo, he estado con gastroenteritis y solo tenía fuerzas para dormir. Ahora ya estoy bien, así que esta semana tendréis doble ración de mini-monólogo para celebrarlo… ¡bieeen!

Os cuento, hace unos días vino a nuestro mundo la pequeña Candela (¡Bienvenida!), la hija de unos amigos de toda la vida de mi marido, y me ha dado un poco de moriña recordar lo mágico que fue aquel día. Así que hoy os contaré cómo vino #ElTrasgu al mundo. Primera parte.

3,2,1… ¡empezamos!

Read More

Mi mini-monólogo de hoy: ¡Hoy voy a dormir!

¡Hoy es miércoles, día de mini-monólogos! Esta vez lo acompaño de imágenes, decidme qué os parece.

3, 2, 1… Empezamos.

Os pongo en situación, el peque tenía tres semanas. Seguíamos con la lactancia materna exclusiva. Comía, sin excepción, cada 3 horas: día y noche, y yo necesitaba dormir, tanto como Scrat (la ardilla de Ice Age) necesita a su bellota para sobrevivir.

Read More

Mi bebé está enfadado conmigo

“Mi bebé está enfadado conmigo” es posiblemente la frase que más me ha costado decir en mi vida.

Después de 19 semanas juntos de robarle sonrisas, paseos, darle de comer, dormirle… llegó el momento de volver a trabajar. Una de mis mejores amigas, que ya ha pasado por esto dos veces, me recomendó hacer su entrada en la guarde de forma gradual, porque sino el primer día sería muy duro. Y qué razón tenía. Fue duro, muy duro: para mí, no para él (pensé yo). Y eso que el primer día solo le llevé dos horas.

Read More